top of page

Australia convoca un referéndum para dar voz a los pueblos originarios


El primer ministro de Australia, Anthony Albanese, anunció la realización de un referéndum el 14 de octubre sobre el reconocimiento de los pueblos orginarios en la Constitución mediante la creación de un órgano consultivo que les otorgue voz en asuntos que les compete.


"Ese día, todos los australianos tendrán la oportunidad de unir a nuestro país", señaló Albanese desde la ciudad de Adelaida, al sur del país, y alentó a votar positivamente, como "una forma de que todos reconozcamos a los indígenas australianos y su historia en nuestra Constitución".


En el referéndum los australianos deberán votar de manera o positiva o negativa a la siguiente consigna: "Hay una ley propuesta para modificar la Constitución para reconocer a las Primeras Naciones, estableciendo (el organismo) La Voz de los Aborígenes e Isleños del Estrecho de Torres. ¿Aprueba esta modificación?".


En concreto, la iniciativa busca crear una entidad integrada por miembros elegidos por las comunidades indígenas, denominado ‘La Voz’, para que de una asesoría independiente a los poderes Ejecutivo y Legislativo en asuntos vinculados a estos pueblos originarios, para darles una mayor participación en la toma de decisiones.


Si gana el "sí", se incluirá un nuevo artículo de tres puntos en la Constitución, que data de 1901, que se titulará ‘Reconciliación con los Pueblos Aborígenes y los isleños del Estrecho de Torres’.


El mandatario australiano enfatizó que será "una forma práctica para que los aborígenes aborden los asuntos que les competen". En cambio, votar por el "no", indicó, "cierra las puertas a esta oportunidad de avanzar y significa que nada cambia".


Para prosperar, el referéndum debe lograr la mayoría de todos los votos emitidos en la nación y además haber conseguido la victoria en cuatro de los seis estados del país.


Una encuesta de opinión publicada a mediados de mes por el diario Sydney Morning Herald, señalaba que el "sí" contaba con un 46 por ciento de intención de voto frente al 54 por ciento del ‘"no".


El reconocimiento constitucional de los pueblos aborígenes de Australia fue una de las promesas de la campaña electoral de Albanese durante los comicios de 2022, en los que se había impuesto con una fuerte agenda climática y social.


Los aborígenes, que representan el 3,8 por ciento de los más de 26 millones de habitantes de Australia, han sido víctimas de constante maltrato desde la colonización, además de ser desposeídos de sus tierras y discriminados sistemáticamente por las instituciones, organizaciones y la sociedad en general.

Comments


bottom of page